Vacunación covid de segundo grupo priorizado de mayores de 58 años marcha según lo programado

Salones comunales, escuelas, iglesias, toldos, en carro y vacunación en el domicilio de adultos mayores encamados son algunas de los sitios y estrategias organizadas por los equipos vacunadores de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) para aplicar la primera dosis contra covid-19 al segundo grupo de riesgo de personas mayores de 58 años.


El gerente médico doctor Mario Ruiz Cubillo se mostró optimista del trabajo que realiza el personal de salud que se mueve en todo el país, en sitios fijos y algunos casos recorriendo comunidades a pie, en bote, a caballo, como es el caso de cuatro equipos del área de salud de Siquirres, cada uno integrado por un asistente técnico de atención primaria en salud (ATAPS) y un enfermero, los cuales se desplazarán hasta 4 horas para poder llegar a las casas de pacientes que por sus condiciones de salud no es prudente sacarlos de su hogar. Incluso, un geriatra decidió acompañar uno de estos equipos para atender estos pacientes que presentan enfermedades crónicas.



El doctor Ruiz Cubillo expresó que esto implica un inmenso esfuerzo logístico, compromiso y mística del personal, lo cual mueve toda la estructura de la CCSS para llevar la vacuna a la población. Esta semana se distribuyeron 56.094 dosis en 135 puntos de vacunación, informó.

De igual manera destacó que el Expediente Digital Único en Salud (EDUS) es una herramienta fundamental en el registro de datos y listado de las personas a vacunar, que, al corte del 22 de febrero, tiene adscritos e identificados en el EDUS un total de 961 322 personas mayores de 58 años, de los cuales 148 mil son mayores de 80 años.


El gerente destacó que al 19 de febrero se contabilizaban 3 553 533 descargas del App Edus. “Esta aplicación ocupa el primer lugar en la categoría salud y bienestar en todas las tiendas del país” acotó.


El gerente médico manifestó que esta semana comenzó una nueva etapa de la vacunación en la cual las convocatorias y anuncios a las comunidades serán de distinta manera en cada lugar. “Cada establecimiento sigue su propia marcha según las dosis disponibles y de acuerdo con su propia planificación operativa”, dice.


La CCSS cuenta con personal capacitado y con experiencia en vacunación, confiamos que este proceso continúe en todo el país según el lineamiento del Ministerio de Salud y los procedimientos institucionales y las dosis disponibles, agregó.


Ruiz Cubillo señaló que se ha superado una primera etapa de aprendizaje en la cual “pudimos ajustar aspectos del proceso, de procedimientos y normativos” y destacó que la vacunación del segundo grupo representa una logística más compleja debido a que la población objetivo es amplia, heterogenia y dispersa.


“En la CCSS hemos realizado todos los esfuerzos, pero será fundamental que la población verifique que sus datos están actualizados para que los puedan contactar e indicarles fecha, hora y lugar que les corresponde para vacunarse”, expresó el jerarca.


Avances de la vacunación


La doctora Leandra Abarca Gómez, del Programa Ampliado de Inmunizaciones de la CCSS, informó que a la fecha se han aplicado un total de 101 183 dosis, con una tasa de aplicación de 1,99 por cada 100 habitantes.


Del total de vacunas aplicadas 44 mil han sido segundas dosis lo que implica que casi la mitad de las vacunados ya cuentan con sus esquemas completos.


Todos los establecimientos de salud han iniciado el proceso de vacunación contra covid-19, permitiendo que la vacuna llegue independientemente de la zona, a la población de riesgo objetivo, siempre en relación con la disponibilidad de vacunas en el país, comentó Abarca Gómez.


Explicó que de las dosis que ingresaron la semana pasada este lunes fueron distribuidas a los establecimientos de salud el 80 % para iniciar la vacunación del segundo grupo de riesgo y el 20 % para continuar con el grupo 1, siguiendo las indicaciones de la Comisión Nacional de Vacunación y Epidemiología (CNVE),


Este segundo grupo que presenta una alta mortalidad por covid será vacunado de mayor a menor edad, de acuerdo con los adscritos de cada establecimiento de salud, dijo la funcionaria.


Según detalló Abarca Gómez, los equipos de vacunadores implementarán otras estrategias de vacunación en cada establecimiento de salud, que permitirán complementar las citas presenciales al sitio de vacunación, pues cada comunidad tiene características diferentes y conoce a sus poblaciones, de esa manera realizaran visitas domiciliares, visita a lugares de poco acceso, entre otras, para aprovechar todas las oportunidades de vacunación posibles.


“La planificación de las citas se realiza semanalmente según el ingreso de vacunas al país. Hay que tener claro que cada semana se programarán citas según la edad, por lo que instamos a la población estar atenta.


Registro y actualización en EDUS


Los listados de las personas a vacunar se obtendrán de los datos registrados en el Expediente Digital Único en Salud (EDUS), por lo que es necesario que la persona esté debidamente registrada, enfatizó el máster Leslie Vargas Vásquez, del Área Estadísticas en Salud de la CCSS.


Para ello, cada establecimiento de salud ha dispuesto un correo electrónico para que las personas puedan registrarse o actualizar sus datos; este correo se estará anunciando a la población en cada área de salud.


Si una persona ha tenido citas en el último año, indicó Vargas Vásquez, puede verificar y actualizar sus datos a través del app EDUS, especialmente si ha cambiado su dirección, número de teléfono o correo electrónico. Es de suma importancia que el teléfono esté actualizado ya que este es el medio por el cual las personas serán contactadas para indicarles la cita de aplicación de la vacuna.


Para las personas que no cuenten con el app EDUS pueden descargarla en las tiendas virtuales según el proveedor de servicios móviles, esta aplicación es gratuita, detalló el funcionario. Si la persona se presenta al EBAIS o área de salud, también puede realizar su registro o actualización de datos en EDUS.


Vargas Vásquez explicó que “no es requisito estar asegurado para vacunarse, por lo que la institución permite que las personas aseguradas y no aseguradas puedan registrarse, en el tanto tengan su documento de identidad vigente”.


En el caso de nacionales, se pide la cédula de identidad. Para la población extranjera, serán sujetos de la aplicación de vacuna, aquellos que se encuentren con condición migratoria regular en el país, por tanto, deben presentar su DIMEX, y en el caso de aquellas que están cubiertas por convenios especiales, el documento de identidad definido (ACNUR-ICAFE).


El funcionario enfatizó que “la Caja no estará llamando a las personas para solicitar datos personales, financieros o de otra índole privado. Únicamente se llamará al usuario para indicar la fecha, hora y lugar donde será vacunado”.


Mencionó la importancia de que la población esté atenta en sus comunidades al llamado que hará el área de salud para la cita de su vacunación contra covid.


Microplanificación clave en proceso de vacunación


La implementación de la vacunación contra la covid-19 requiere de una detallada y organizada microplanificación en cada unidad antes y durante las jornadas de vacunación semanalmente, indicó el doctor Gabriel Ugalde Rojas, asistente Coordinación Nacional de Enfermería.


Este proceso incluye la identificación de la población a vacunar, programar la calendarización de la aplicación de la vacuna según grupos de riesgo y dosis de esquema, en este momento son: grupos de instituciones de primera respuesta, adultos en hogares de larga estancia con los que se está completando segunda dosis y se inicia con la primera dosis de las personas desde los 58 años en adelante, en orden de mayor a menor edad, preferentemente.


Cada establecimiento dentro de su microplanificación ha establecido sitios estratégicos de vacunación intramuros y extramuros para usar en esta fase o posteriores de esta vacunación. Esto requiere la coordinación con actores sociales tanto para el acceso a los sitios como para convocatoria a usuarios, explicó el funcionario.



En esta planificación se consideran los insumos y materiales requeridos para la aplicación de las vacunas, así como para disposición adecuada de los desechos.


Ugalde Rojas comunicó que parte de la operativa es la organización de los equipos de vacunación en función de la disponibilidad de dosis. Se cuenta con más de 1 130 técnicos de atención primaria haciendo equipo con un promedio de 1 065 auxiliares de enfermería, al menos 105 profesionales de enfermería, 105 profesionales de farmacia y coordinadores locales de vigilancia epidemiológica, distribuidas en las 105 áreas de salud. Estos equipos son coordinados por supervisoras regionales de enfermería y coordinadores de programa.


Además, se cuenta con otro personal que apoya en tareas afines desde los conductores, gestión de fila, gestión de listas, mantenimiento, entre otros. “Hablamos de un contingente humano dando prioridad a la vacunación en todas las comunidades del país”, enfatizó el funcionario.


Los profesionales de enfermería de cada área de salud tienen la tarea de supervisar a los equipos vacunadores permanentemente en diversos aspectos como el apego a los procedimientos, que se practique una vacunación segura, así como observan en general la dinámica de la vacunación para identificar oportunidades de mejora para las jornadas siguientes, pormenorizó.


El profesional de enfermería comentó que el acto de la aplicación de la vacunación requiere diariamente un minucioso trabajo de los equipos vacunadores, especialmente en esta vacunación contra covid-19 para garantizar la seguridad del proceso.


“Una vez que se prepara un frasco el cronómetro de aplicación empieza a correr, lo que significa que su contenido debe ser aplicado antes de seis horas. Cada frasco contiene un total de seis dosis”, explicó.


Indicó el nivel local debe tener preparado planes de contingencia ante eventualidades o imprevistos como lo son las fallas en la red de frío o en el fluido eléctrico, perdida de vacuna, desabastecimientos de vacuna o insumos, compromiso del sitio de vacunación, seguridad de los funcionarios. “Al final de cada día se realiza un reporte de incidentes en caso de que se materialicen”, acotó.


Según el Instrucción de Trabajo para la planificación y ejecución de estrategias de vacunación de COVID-19: “si al finalizar una jornada de vacunación diaria, queda alguna dosis preparada de vacuna, y conociendo que las mismas no se pueden almacenar: -Se debe de tener un Plan de Contingencia Local con los criterios de selección de usuarios que permita aprovechar estas posibles dosis en población del grupo de riesgo, o rezagos del grupo anterior y así disminuir el riesgo de pérdida”.


“Cada frasco contiene seis dosis las cuales deben aplicarse el mismo día en menos seis horas. Si una persona o varias no llegan a la cita programada, esas dosis deben procurarse que se apliquen para que no se pierdan. En este sentido, si se tiene identificadas personas del mismo grupo se les aplicará, ejemplo, si estamos vacunando personas mayores de 80 años y al finalizar la jornada quedan dosis disponibles y han agotado los usuarios de mayor edad citados, se aplicarán las dosis en personas de menor edad, pero siempre del grupo de 58 años y más”, explicó el doctor Gabriel Ugalde.


Ugalde hizo un llamado a que la población asista el día, fecha y hora en que son citados por sus respectivas áreas de salud.


15 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo